Los objetivos G Master son la gama de lentes de alta gama para full frame de Sony. La empresa Japonesa se enorgullece de esta línea de objetivos que, desde su presentación en 2016, encierra toda la innovación de Sony para sus cámaras sin espejo.

Los Objetivos G Master apuestan por la última expresión de alta resolución y el bokeh. Unas características que hacen de estos objetivos, un producto que no está al alcance de todos los presupuestos. Pero, ¿merecen realmente la pena?

Principales Características

Durabilidad. La visión detrás de la fabricación de los Objetivos G Master, es crear lentes que sean duraderas. Sony afirma que conoce el futuro de los sensores de imagen y este objetivo está preparado para la evolución del rendimiento de las cámaras. Estos objetivos usan una tecnologías innovadora, incluidos los nuevos elementos de lente XA (asférica extrema) recién desarrollados. Una visión de futuro que tiene por objetivo anticipar las innovaciones y ofrecer objetivos que seguirán siendo relevantes en el futuro.

Resulución. En esta línea, Sony destaca siempre en sus presentaciones que han adoptado un elemento de lente XA (asférica extrema), con una precisión de superficie de 0,01 micrones. Una tecnología que según la marca Japonesa es muy difícil de fabricar, y que para lograrlo, lo han hecho creando nuevos procesos de fabricación con innovación y productos 100% Sony. De ahí que supongan un estandarte para la marca. Gracias a esta innovación de lente XA, pueden ofrecer funciones como la compensación de sensibilidad y distorsión, haciendo de los objetivos G Master las lentes con la mayor resolución vista hasta el momento.

Bokeh. Apertura circular de 11 láminas por primera vez en objetivos α. Además de permitir fabricar objetivos más compactos, mantiene las formas circulares del bokeh todo lo posible. Sony asegura que ajusta los objetivos uno a uno durante el proceso de fabricación para garantizar que crean el bokeh perfecto. Una óptica diseñada desde el principio para proporcionar un efecto bokeh superior, además de la calibración individual de cada objetivo para conseguir transiciones fluidas desde una nitidez extrema hasta un suave y exuberante efecto bokeh.

¿Merece la pena esta inversión?

Somos muchos fotógrafos y videógrafos, profesionales y amateurs, los que emigramos desde Canon o Nikon a la plataforma que ofrecen las cámaras sin espejo Sony Alpha. Las principales razones son su alta sensibilidad a la luz, los modos de contraste y en especial, la resolución de grabación 4K.

Si estás pensando adquirir un equipo Sony Alpha, la primera pregunta que te vendrá a la mente es cuál modelo de cámara y de lente comprar.

La única verdad es que no la mejor cámara, te permitirá hacer las mejores fotografías. Esto debes tenerlo presente. Nuestra recomendación siempre es profundizar en el condimento de la cámara y sus posibilidades antes de lanzarnos a comprar el equipamiento más caro.

Dicho esto, desde nuestra experiencia y en relación con objetivos Zeiss, este tipo de objetivos hacen que consigamos unos resultados muy buenos en cuanto a nitidez, incluso en bajas condiciones de luz. Así que no los descartes de primeras por su precio, dado que los buenos objetivos Sony de por sí no son económicos.

Nuestra recomendación por su gran versatilidad, diseño y rendimiento para fotografía y vídeo de viajes es el Zoom FE Sony 16-35 mm 2.8 GM. Pese a su precio en Sony de 2.700€ puedes encontrar ofertas habitualmente en Amazon por 1.832€. Tampoco te preocupes si lo encuentras agotado, por el momento tienen problemas de stock habitualmente.